me río de mis poco explotadas
destrezas culinarias y del
ridículo precio de los macarrones
de cajita con queso amarillo imitación.

cada vez soy un poco más
el personaje inútil de la
historia que nadie escribirá.

nadie más que yo.


* ‘soliloquio interior’ ~ por sebasila 🙂